La impresionante Plaza Mayor y otros lugares que ver en Chinchón

Escapada a la localidad madrileña de Chinchón, uno de los pueblos más bonitos de Madrid y famoso por tener una de las plazas más espectaculares de España

Plaza Mayor de Chinchón
Plaza Mayor de Chinchón
Última actualización:

Chinchón, un acogedor pueblo muy cerca de Madrid, está a tan solo 45 kilómetros al sureste de la capital y en la denominada comarca de Las Vegas, uno de los pueblos más bonitos de España. Es una de las visitas imprescindibles que no debes pasar ya que Chinchón posee uno de las plazas más peculiares que hemos conocido. A los madrileños les suele pasar como con el museo del Prado, que lo tienen tan a mano que se olvidan de visitarlo o regresar a verlo.

Qué ver en Chinchón en una visita de un día

El centro urbano de Chinchón fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1974 y  años después lo catalogaron como uno de los pueblos más bonitos de Madrid y de España. Junto a Aranjuez o El Escorial es una de las joyas de la comunidad. El principal atractivo de Chinchón es su gran Plaza Mayor, centro neurálgico de la localidad. Es una plaza de origen medieval, con varios accesos y una forma bastante irregular. Veamos qué ver en Chinchón y los lugares que no pueden faltar en una visita de un día o fin de semana.

La espectacular plaza de Chinchón, la Plaza mayor

Cerca de la calle de las Corralizas, encontraremos la Plaza y ermita de San Antón, construcción pequeña y austera del Siglo XVIII. La Plaza Mayor es una plaza medieval donde las casas que la rodean tienen unos soportales y balcones. El origen de la Plaza Mayor era para celebrar las ferias de ganado, mercado, corridas de toros y corral de comedias. Actualmente también se usa con fines comerciales ya que es el lugar donde se pone el mercado, uso taurino, además de hacerse celebraciones como carnavales y la Semana Santa. En la plaza hay dos fuentes, el Ayuntamiento y la Oficina de Turismo. Las  primeras casas con soportales y balcones se construyeron en el siglo XV, quedando totalmente cerrada en el siglo XVII. Está soportalada, con edificios de tres plantas y con más de 200 balcones de madera que llaman “claros”.

Plaza Mayor de Chinchón
Plaza Mayor de Chinchón

Los restaurantes más populares de Chinchón están en esta plaza y casualmente tienen varios de los balcones para use y disfrute de sus clientes, aunque a veces la propiedad de la casa sea de otra persona el del balcón puede ser de otro propietario. Su color característico es el verde pero a finales de los años 90 el arquitecto encargado de la restauración pensó en volver a utilizar el color azul que era el original del siglo XVII, pero al final imperó el verde. Cosas que pasan…

Plaza Mayor de Chinchón
Plaza Mayor de Chinchón

Parador de Turismo

El convento de los Agustinos se fundó en el Siglo XVII por los Condes de Chinchón y es hoy en día el Parador de Turismo, concretamente la parte donde antiguamente estaban los monjes. Si no te hospedas en él solo podrás ver algunas zonas pero no te pierdas tomando un café el antiguo claustro hoy reconvertido en zona de cafetería.

Parador de Chinchón
Parador de Chinchón

El parador disponed de 38 habitaciones, unos jardines llenos de vida y una espectacular piscina. Merece la pena si piensas pasar la noche en Chinchón.

Casa de la Cadena

Enfrente del parador encontrarás la Casa de la Cadena, muy reconocible por la famosa cadena. La importancia de esta casa de estilo barroco del Siglo XVII, en que aquí se hospedó el 25 de Febrero de 1706 el rey Felipe V.

Casa de las cadenas
Casa de las cadenas

Ermita de San Roque

Construcción barroca del siglo XVI, que tiene como modelo la ermita de Nuestra Señora de la Misericordia. En su interior destacan dos retablos: el mayor, dedicado al santo, con una talla en madera que data de 1716. El otro pertenece a Nuestra Señora de Gracia. También destaca un magnífico estandarte de 1744, bordado en oro y plata, con la imagen del Santo.

Casa de Cultura “Manuel Alvar”

A cien metros de la ermita llegaremos a la Casa de Cultura “Manuel Alvar”, también conocida como “El Matadero” por estar ubicada en las instalaciones del antiguo matadero de la ciudad. Actualmente acoge el Centro de Interpretación Turístico de Chinchón. Aquí puedes hacer un recorrido por la historia, cultura, arquitectura, naturaleza, fiestas y personajes ilustres de Chinchón.

Castillo de los Condes

Fuera del pueblo desde la Ermita, bajando por la calle de Abapies, está el Castillo de los Condes, una fortificación que te parecerá conocerla ya que ha sido en multitud de ocasiones utilizado como decorado para series y películas de época. Es una propiedad privada y solo podrás verla desde fuera.

El Castillo de los Condes sobre Chinchón
El Castillo de los Condes sobre Chinchón

Torre del Reloj

Si continuamos por la Calle de la Cerca, nos daremos de bruces con la Torre del Reloj, construida en 1727. Es la construcción más alta y que siempre veremos desde todos los puntos del pueblo. Esta estructura estaba unida a un importante edificio del siglo XV, la iglesia de Nuestra Señora de Gracia, pero en 1808 la torre fue destruida por tropas napoleónicas y no se restauraría hasta 1856. Si subes arriba podrás tener las mejores fotos y vistas de la zona y del pueblo. El dicho popular dice “Chinchón tiene una torre sin iglesia y una iglesia sin torre”.

Torre del Reloj
Torre del Reloj

Mirador de la Iglesia

Justo bajo la torre está el Mirador de la Iglesia, la estatua de Francisca Enríquez de Rivera, segunda esposa del IV Conde de Chinchón, nombrado por Felipe IV Virrey del Perú. En 1629 toman posesión de dicho virreinato pero a los meses enferma la condesa con fiebres altas. El corregidor de Loja, que había padecido la misma dolencia y que fue curado por el extracto de la corteza de un árbol que le proporcionó un indio, la ayuda y sana. Ese extracto es la quina y una vez recuperada ordena acaparar grandes cantidades de corteza y ella misma la repartirá a numerosos enfermos. Aquellas gentes llamaron a la quina “polvos de la Condesa”. Los galeones españoles traían grandes cantidades de quina. El nombre genérico de la quina es “Chinchona”.

Mirador de la iglesia
Mirador de la iglesia
Junto al Teatro Lope de Vega
Junto al Teatro Lope de Vega

Teatro Lope de Vega

Junto a la Torre del Reloj encontrarás el Teatro Lope de Vega, construido sobre los restos del antiguo Palacio de los Condes de Chinchón desaparecido durante la Guerra de Sucesión Española. Levantado en 1891 por la Sociedad de Cosecheros el Teatro Lope de Vega lleva este nombre como homenaje al genio de la palabra. Incluso la comedia El Blasón de los Chaves de Villalba la escribió durante una de sus estancias en el palacio. En su interior podrás ver como simula una corrala de teatro de la capital y destaca por un llamativo telón de boca goyesca donde el pintor madrileño Luis Muriel representó la Plaza Mayor de Chinchón. El actor José María Sacristán, natural de Chinchón, se encarga anualmente de organizar un certamen de teatro.

Teatro Lope de Vega
Teatro Lope de Vega

Nuestra Señora de la Asunción

Su construcción se inició en 1534 con un proyecto de arquitectura gótica, de Alonso Cobarrubias y se terminó en 1626. La iglesia actual es una gran reconstrucción tras los desperfectos de la Guerra de Independencia, con una única nave gótica en sus inicios y renacentista al final, sin torre, hecha con muros de sillería, con una mezcla de estilos gótico, plateresco, renacentista y barroco.

Nuestra Señora de Asunción
Nuestra Señora de Asunción

La pieza más llamativa es el cuadro de «La Asunción de la Virgen», de Francisco de Goya y Lucientes que  a petición de su hermano Camilo, capellán de Nuestra Señora de la Asunción lo pintó.

Ermita del Rosario en Chinchón

La Ermita de Nuestra Señora del Rosario es un edificio de estilo barroco cuyo interior se dispone con una única nave con capillas laterales. Perteneció al Convento de San Agustín y durante la Guerra Civil Española dichas capillas se utilizaron como celdas para presos. Desde una ventana o celda enrejada podían escuchar algún oficio religioso.

El Museo Etnológico “La Posada”

Ubicado en una antigua posada fundada a principios del siglo XIX por Manuel Carrasco y su esposa. En ella se hospedaba a los segadores, arrieros y gente de paso en el pueblo que trabajaban por temporadas en el campo. En la actualidad alberga un museo en el que se muestran las costumbres y la forma de vida de los antiguos habitantes de Chinchón. Recorriendo sus salas, podemos ver diversas máquinas y utensilios usados por los campesinos y lugareños en la vida diaria, como eran sus vestimenta, los objetos que usaban y hasta sus austeras viviendas.

Historia de Chinchón

La población de Chinchón fue fundada por los árabes en el siglo XI, ya en 1499 se crea el Ayuntamiento bajo el reinado de los Reyes Católicos.  Durante la Guerra de Sucesión, el pueblo fue fiel a Felipe V, recibiendo numerosas armas para ser empleadas en dicho conflicto y negándose a facilitar trigo para las tropas del Archiduque Carlos. El 25 de Febrero de 1706 pernocta en la casa que hoy es conocida como Casa de la Cadena. La colocación de una cadena es tradición y signo que se conserva cuando un Rey pernocta en una casa. En 1739 Felipe V concedió a Chinchón el título de “Muy noble y Muy Leal” que aparece en el escudo de armas de la ciudad, por esta lealtad.

Plaza Mayor de Chinchón
Plaza Mayor de Chinchón

Durante la guerra de la Independencia un 27 de Diciembre de 1808, cuatro soldados franceses mueren en Chinchón. Aparecieron las tropas francesas días después para asaltar la villa, y durante tres días saquearon e incendiaron numerosos edificios, como la Iglesia Nuestra Señora de Gracia con sus archivos y documentos, la iglesia del Convento de San y el Ayuntamiento, aparte de la muerte de 86 personas. Goya fue testigo directo de esta masacre, reflejándolo en los Desastres de la Guerra. En el reverso original de uno de sus dibujos, el número 37, escribió “El de Chinchón”.

Productos típicos de Chinchón

En Chinchón verás en todas las pastelerías las Pelotas de Fraile y las Tetas de Novicia, deliciosos dulces con sabor a anís rellenos de crema, chocolate o frambuesa que al no llevar conservantes debes consumirlos antes de 48 horas o darte un buen atracón. Los lugareños también acuden a la panadería de Manuel Vidal, para ver las obras de arte que hace con el pan. Y antes de abandonar Chinchón hay una visita obligada al Convento de las Madres Clarisas en la entrada del pueblo, en un edificio construido en el Siglo XVI y fundado como convento por los V condes de Chinchón en el 1653. Hay unas visitas guiadas para ver su interior, pero lo mejor es comprar los típicos dulces de las monjas de clausura a través del torno, algo que ya no se ve en nuestros días.

Plaza Mayor de Chinchón
Plaza Mayor de Chinchón

Otro clásico son los ajos, famosos por su potente sabor y por ser duros de pelar. La producción de anís de Chinchón se remontan al siglo XVII, cuando comienzan a cultivarse anís matalahúva. El resultado es un líquido transparente con una graduación alcohólica del  70-74% en el caso del Chinchón Seco Especial, el 40-45% en el Chinchón Seco y el 35-40% en el Chinchón Dulce. El anís se consume como licor o en la elaboración de gran número de pasteles o tartas, gracias a su dulzor y característico aroma.

Datos prácticos

¿Cómo llegar a Chinchón?

En coche accederemos por la A3 en dirección a Arganda del Rey. Si optamos por el autobús, debes acudir a Conde Casal (autobús 337), la duración es de 40 minutos sin tráfico, dejándonos junto al Convento de las Clarisas muy cerca del centro de la ciudad.

Visitas guiadas por Chinchón

Te recomendamos la visita guiada por Chinchón que hace Civitatis.

¿Dónde comer en Chinchón?

Chichón es famoso por los restaurantes que hay alrededor de la Plaza Mayor.

  • Mesón La Taberna del Arriero, en plena Plaza Mayor (número 4) con precios asequibles, una carta y menú con gran variedad donde mezcla la vanguardia con la tradición castellana.
  • La Balconada, también en la Plaza Mayor pero la entrada en Calle de Morata, 1, ubicado en una antigua fonda y primera casa de comidas del pueblo desde 1956. La carta destaca por su excelente comida tradicional castellana.
  • Café de la Iberia. Plaza Mayor, 17, destaca por su excelente cordero y también por sus ricos callos y morcillas.
  • Parador de Chinchón. Calle Huertos, 1. Acudir al Parador siempre es una gran opción, tiene unos platos deliciosos como el asado de paletilla de cordero, el de cochinillo, bacalao gratinado con hojas de Chinchón y pisto manchego o tartaleta de crema de anís de Chinchón.
  • Mesón Cuevas del Vino. Calle Benito Hortelano, 13. Si quieres comer en un mesón del siglo XIX debes acudir aquí sin dudarlo.