Cruze de caminosCruze de caminos

No muy lejos de la segoviana Riaza está un pequeño embalse o pontón llamado Embalse de Riofrio, uno de los multiples puntos para poder ascender hacia la montaña más elevada de la Sierra de Ayllón, el Pico del Lobo, con 2.274 m de altura y situada en la provincia de Guadalajara.

Pico del Lobo
Pico del Lobo

La ruta

Antes de partir hacia el Pico del Lobo hay que comprobar la climatología y sobre todo el estado de la nieve. Esta ruta, por su longitud, si no se lleva el equipo adecuado se puede acabar muy agotado o simplemente no cumplir tu objetivo, ascender a la cima. En verano es sencilla, larga, pero asequible, pero en invierno en la cara norte la nieve y el hielo es abundante, por lo que es indispensable llevar crampones, pioletbastones y raquetas, ya que si la nieve es reciente y no esta dura, puede que con cada paso la nieve te llegue por encima de la rodilla. Por tanto, mejor ir equipado y con peso, que no llegar a la cima y tener problemas para volver al punto de partida.

Cruze de caminos
Cruze de caminos

La ruta parte cerca del pequeño pueblo de Riofrio de Riaza, en el embalse de Riofrio y antes de llegar al Puerto de Quesera. Junto al embalse hay un pequeño parking donde poder dejar el coche, pero si dispones de 4×4 puedes bajar por un camino justo antes de la presa y que te deja justo debajo de ella, junto a una cabaña y el punto de salida de la travesía.

Desde el embalse
Desde el embalse

La travesía comienza por un camino ancho que ira pasando por distintos prados donde el ganado pasta hasta llegar a un punto que habrá que dejar el camino y andar campo a través por un  hayedo, que aunque no esta señalizado no tiene demasiada pérdida, ya que el objetivo siempre es ir hacia donde sale el sol y donde está el Calamorro de San Benito, justo en el collado que asciende hacia el Pico del Lobo.

Por el hayedo
Por el hayedo

Una vez pasado el pequeño bosque, repleto de huellas de animales por cierto, en el collado habrá que ir hacia la derecha, hasta el siguiente cerro, el Cerro de Aventadero, uno de los sustos de la travesía, ya que a nivel visual desde el collado parece que el Pico del Lobo ya está cerca, pero que vá, hay que pasar otro pico para poder llegar a la meseta donde está nuestro objetivo.

Ascensión
Ascensión

Una vez pasado el cerro, a unos 1.800m de altura, empieza a verse el circo del Pico del Lobo muy al fondo pero no la cima, ya que la cima no se verá hasta que no se esté por encima de los 2.000m.

El camino, siempre bien señalizado en verano y a veces un poco más complejo en invierno, asciende siempre por el collado, dejando a la derecha la estación de esquí de La Pinilla, un pequeño desastre medioambiental de los muchos del Sistema Central.

Estación de La Pinilla
Estación de La Pinilla

Pasado los cerros llegamos a un cruce de caminos que conecta con la estación de esquí y de donde sale la ruta más habitual y transitada hacia el Pico del Lobo, ruta que ya detallaremos más adelante en Viaja por libre.

A partir de este momento, el Pico del Lobo está a unos 2km y con un poco más de desnivel, algo más del 11%. En este punto en función de la situación habrá que ponerse los crampones para evitar cualquier tipo de riesgo. Una leve caída puede hacer que acabes en La Pinilla y no dentro de un restaurante calentitito, si no en un collado o encima de un árbol.

Pico del Lobo
Pico del Lobo

Una vez pasada la cota de los 2.000m comienza a verse los antiguos remontes de la estación y el Pico del Lobo. Después de cerca de 3 horas de travesía por fin ya se ve la cima. Recuerda, aún queda la vuelta, por lo que ahorra fuerzas. ¡Suerte en la subida!. Javier Blanquer.

Por el hayedo
Por el hayedo

2 Comments

  1. La ruta es muy bonito. Yo conozco la que va desde Quesada, perono sabía que se podía ir desde más abajo.

    1. Gracias Miguel. En invierno es una pasada y ademas, si hay mucha nueve con raquetas se disfruta mucho más.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*